10/10/2012

BMX BANDITS: Nuevo álbum “In Space” [29 Octubre]

Share |


imagen foto

 

Fecha de Salida: 29 de octubre


Edición Limitada y Numerada: LP [500 copias, Vinilo Transparente] CD Digipak [2000 copias] ** El vinilo incluye una descarga digital gratuita en MP3 [320 kbps]

 

Nuevo disco de BMX BANDITS para Elefant, con la participación de:  Jim McCulloch (SNOWGOOSE, THE SOUP DRAGONS), Norman Blake (TEENAGE FANCLUB), Sebastian Litmanovich (CINEPLEXX)

 


BMX BANDITS vuelven a lanzar un disco para Elefant Records, en esta ocasión un largo con material totalmente nuevo. La décimosexta referencia del grupo de Duglas T Stewart viene auspiciada por varias grandes noticias. Primero, que este nuevo disco supone el regreso de dos de los miembros originales de BMX BANDITS, que no participaban en el grupo desde sus inicios, allá por 1985. Jim McCulloch (SNOWGOOSE, THE SOUP DRAGONS) ha vuelto a incorporarse a la formación además de participar intensamente en la composición de muchos de los temas y Sean Dickson (THE SOUP DRAGONS) ha compuesto los temas que abren y cierran el disco. Segundo, que otra colaborador habitual que vuelve a la nómina es el grandioso y ubicuo Norman Blake (TEENAGE FANCLUB) que toca varios instrumentos y coproduce la cautivadora “Still”. Y por último, que estamos ante una especie de ópera pop espacial que nos deja una de las más grandiosas obras de uno de los personajes más carismáticos de la historia del indie pop.

 

“BMX Bandits In Space” cuenta el viaje a través del tiempo y el espacio de un hombre que busca el perdón y la manera de volver a casa. Durante ese viaje se refleja en pequeños flashes, algunos son recuerdos, otros son imaginados. “Cada canción, cada flash musical es como una pieza de un puzzle que ayuda a nuestro héroe a descubrir cómo acabó perdido y vagabundeando infinitamente por el espacio, y cual es la visión del amor que él mismo se ha formado.”

 

Después de esa overtura antes comentada, “Still” nos habla del vehículo que nos transportará a lo largo de la historia, una nave frágil y averiada, entre coros espaciales y arpegios de juguete que cuenta con la colaboración de los japoneses PLECTRUM. “El protagonista recuerda que sus amigos le reforzaban en la idea de que todo iba a salir bien pero no se siente muy seguro de ello” explica el propio Stewart. “Beautiful Friend” comienza a golpe de northern-soul para acabar con el toque de sintetizadores (en la línea de los PAPAS FRITAS más bailables) que le da a la composición la vitalidad que requiere el recuerdo de una bella extranjera que visita a nuestro astronauta en Escocia, el amago de un nuevo inicio que pronto se esfuma. ¿Simplemente un sueño?

 

“Look At You, Look At Me”, con la colaboración del argentino CINEPLEXX, y entre ecos fifties, cuenta un sueño en el que aparece una chica, también perdida y asustada. “Sueña con que ambos encuentren el amor. Y el final de este sueño es un cuento de hadas al estilo de Jacques Demy”. Ahí entra “Like The Morning Sun”, una delicia pop con estructura sixtie y ecos del lounge y el soul. “Listen To Some Music” nos recuerda la capacidad reconfortante de la música con un tema pop perfecto, que disfruta de una melodía maravillosa, voces sunshine-pop, y una colección de coloreados arreglos de viento.

 

“Elegant Love” reinterpreta “Elegant Lines” (un tema antiguo de los propios BMX BANDITS, y de nuevo con la colaboración de CINEPLEXX) a golpes de synth-pop, un  tema redondo y maravilloso, que aporta un nuevo contrapunto estilístico, tan marca de la casa, para dejar paso a que “And It's You” cuente una historia de amor finalizada pero que deja como herencia una gran cantidad de momentos maravillosos e imborrables, entre acariciantes acústicas y pizpiretos casiotones, y un nuevo estribillo delicioso. “You Dissapointed Me” sitúa a nuestro astronauta, al igual que en “Fucked Up”, recordando relaciones de amigos fallidas por desconfianzas y traiciones varias, poniendo el punto más teatral y dramático del disco en unas piezas sorprendentes, genialmente arregladas, con un gran poder visual, destacando el groove negroide de “Fucked Up”. Pero “Fireworks” (escrita por la jovencisima Carla Easton, pronto tendremos más noticias sobre ella) recupera el tono esperanzado entre melodías y arreglos fifties, como si Perry Como navegase buscando la isla desierta donde han quedado anegadas THE SHIRELLES.


“All Around The World” es la esencia del disco, iniciado con esa maravillosa frase “Creo en la belleza, y allí donde me lleve, allí iré”. Como si ABBA y THE BEATLES se dejaran dirigir por Bacharach, Duglas explica la idiosincrasia del amor, y la permanente búsqueda ante la esperanza de que siempre haya algo que buscar. “While We'r Dancing” dibuja la estampa de una pareja enamorándose a ritmo de vals, en el hall de una iglesia, antes de que el hombre se vaya a luchar en la Segunda Guerra Mundial. El propio protagonista vuelve a ver la misma escena, varios años después, con la misma pareja, mucho mayor, rodeada de varios amigos, en el mismo hall de la misma iglesia. Tom Waits hubiera deseado que ésta canción hubiera formado parte de su repertorio más tempranero, con ese violín hermoso, romántico, aterciopelado...

 

Finalmente, “The Unforgiven”, otra pieza con un gran poder teatral, entre Henry Mancini y F.M. Cornog, narra como en el momento final, cuando parecía que el viaje nunca iba a acabar, “un ángel baña a nuestro héroe en la luz del perdón y el amor, haciendo que de repente acabe su viaje, encontrándose en un paisaje de verdes colinas, camino de vuelta a casa, donde probablemente haya amor esperándole para devolverle la vida”. ¿Imaginan cual es la representación musical de ese ángel? No les contaremos nada más, puesto que esta obra irrepetible requiere de miles de escuchas, desde esa primera apresurada y despistada en la que las melodías irrepetibles, la elegancia y los arreglos ya nos cautivan irremediablemente, a esas últimas en las que escudriñamos cada frase en torno a nuestro protagonista, en el que cada sonido tiene un papel clave en esta historia, como extras con una importancia indescriptible.

 

Referencia rematada además con una grandísima portada de Duprez, capaz de aunar una línea de diseño vintage con una temática espacial (como ya hizo con el recopilatorio de Elefant “Space Escapade”), y además sabiendo dar colorido y espíritu pop al solitario fondo estrellado del espacio exterior. Probablemente sea la mejor obra de Duglas T. Stewart, lo cual, hablando de uno de los iconos más importantes de la música pop en la actualidad, y de la carrera que acumula ya a sus espaldas, no es poco decir. Lo que sí está claro es que estamos hablando de un disco especial, maravilloso, que desde Elefant Records estamos orgullosísimos de compartir con todo el mundo. Disfrútenlo.

 

 

 




 

 

En esta web utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios

Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
Puede obtener más información en nuestra Política de Cookies.

Aceptar